El Museo del Carnaval busca generar y potenciar espacios de participación ciudadana a través de programas multidisciplinarios para distintas edades. Algunos de ellos se desarrollan en las instalaciones del Museo y otros puertas afuera, permitiendo el trabajo en cualquier zona del país. Se apuesta a desarrollar expresiones colectivas que consideren la identidad local del grupo humano y el territorio en el que se interviene.

El Museo del Carnaval, desde sus inicios, se ajusta a las nuevas valoraciones que se realizan a nivel mundial de lo que se denomina “nueva museología”. En ese sentido se sustituyen conceptos básicos tradicionales de los museos como “edificio, objeto y público” por otros de carácter más amplio como “territorio, patrimonio y comunidad”. Tanto es así que cuenta con un área específica cuyo objetivo es vincularse fuertemente con la gente a través de diversos y creativos programas: Tablado de Barrio, El Carnaval y sus artes,  Actividades de Extensión, Carros Alegóricos y Cabezones .